Es conocida la vida sacrificada que llevan algunos pilotos ya sean militares a de lo civil,  es muy frecuente el tener que pasar espacios de tiempo fuera de manera continua, lo que a algunos no les favorece sino que les hace vulnerables. Un nuevo estudio dirigido por la Universidad de Harvard muestra que existen en la actualidad cientos de pilotos que sufren de depresión clínica y de pensamientos suicidas.
El estudio es dirigido por el investigador T.H.Chan, y ha sido publicado en Environmental Health, encontrando que 200 de una muestra de 1800 pilotos aproximadamente que completaron un cuestionario anónimo sobre de depresión, el 75% de los pilotos reportaron tener pensamientos relativos a la muerte y a hacerse daño.
Las variables que más influyen son: pilotos que no han recibido tratamiento psicológico, que presentan horarios muy cargados, trabajando durante largos períodos de tiempo, los cambios de usos horarios muy frecuentes. Los investigadores no han encontrado diferencias entre los pilotos civiles y militares.
Este tipo de investigación es bastante difícil ya que los investigados pueden poner en riesgo sus carreras sí admiten la presencia de trastorno mentales. De ahí la importancia del estudio para que las autoridades competentes tomen consciencia de la necesidad de evaluar y de controlar a dichos profesionales.
Por supuesto, que el estudio no cuestiona la seguridad de volar en avión, que continúa siendo el método de transporte más seguro.
Saludos,
Héctor Peraza Díaz
www.psicologosbonnet.es
Artículos anteriores relacionados: https://psicologosbonnet.wordpress.com/2015/03/27/era-controlable-el-suicidio-y-asesinato-llevado-a-cabo-por-el-copiloto-de-germanwings/